abogado civil

Abogado Civil

A lo largo de la vida podemos encontrarnos con situaciones difíciles, que requieran la ayuda de un profesional del derecho para resolverlas. Por ejemplo, una separación de bienes, una herencia, un divorcio, la manutención y mil casos parecidos que sólo puede resolver un experto en Derecho Civil. Estos abogados  son los adecuados para ayudarnos con estas cuestiones, son especialistas en representar y defender los derechos de los ciudadanos con el estado a nivel jurídico.

¿De qué cuestiones se ocupa un abogado civil?

Los abogados  civiles siempre intervienen en aspectos relacionados con la vida cotidiana, en los problemas del individuo. Su figura surgió en el Derecho Común Inglés en la Edad Media, para hacer de bisagra entre los derechos de los particulares en relación al estado. Luego se trasladó a Estados Unidos y ha ido evolucionando hasta nuestros días. Son los encargados de gestionar divorcios, accidentes de tráfico y casos de este tipo.

Cuando los clientes acuden a los abogados  civiles, estos se comprometen a varias cosas. Entre otras, revisar el caso a fondo para ver si hay algo que reclamar y cómo hacerlo y, sobre todo, asegurar la confidencialidad a su cliente respecto a sus cuestiones.

Todas las personas, al menos en esta parte del mundo, tienen derechos y se rigen por el código civil. Los abogados especialistas en este campo deben conocer a fondo estar normas y salvaguardar esos derechos desde el punto de vista jurídico.

¿Cómo escoger un buen abogado civil?

Como en todas las profesiones, entre los abogados civiles hay personas competentes y auténticos vendedores de humo. Por ello, es aconsejable recurrir a aquellos profesionales de los que tengamos alguna referencia directa, que sean reconocidos o que pueda avalar su trayectoria con una amplia cartera de clientes y de éxitos. Si nos ponemos en sus manos, necesitamos confiar en él, con lo cual merece la pena asegurarse bien de a quién estamos contratando.

Dentro de la rama del Derecho Civil, es posible que encontremos abogados  especializados en áreas concretas como:

    • Herencias y sucesiones
    • Litigios de familia
    • Divorcios y manutenciones
    • Separaciones de bienes
    • Problemas con hipotecas
    • Accidentes de tráfico
    • Etc.

Los asuntos más habituales que llevan los abogados civiles son temas relacionados con lesiones personales, disputas entre propietarios e inquilinos, accidentes de tráfico, negligencias de todo tipo, contratos y responsabilidades civiles. Suele ocurrir que una de las partes quiere recuperar dinero por daños, reclamar el cumplimiento de un contrato o interponer una orden judicial o una demanda colectiva.

Particularidades del Derecho Civil

El Derecho civil se centra en el conjunto de normas que afectan a las relaciones entre particulares. Puede tratarse de relaciones personales (todas las que afectan a litigios familiares) o de carácter económico (aquellas devenidas de las obligaciones y contratos). Es decir, que esta rama del derecho se ocupa de:

    • Las personas
    • Los bienes y propiedades, de las formas en que los adquirimos
    • Las obligaciones y contratos
    • La Familia

En todos los litigios que surjan en relación con estos casos, debemos buscar la ayuda de los abogados civiles. Aquí cabe destacar que, en ocasiones, cada Comunidad tiene su propia norma, por lo que es importante que a la hora de elegir un profesional, éste sea experto en la legislación que nos afecta.

Por ejemplo, hay autonomías en las que la separación de bienes se contempla por defecto en cualquier matrimonio, mientras que hay otras en las que es necesario solicitarla formalmente.