Ley de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo: novedades a partir de 2018

Esta semana el Senado ha aprobado la Ley de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo de forma definitiva con 239 votos a favor y sin votos en contra ni abstenciones y el rechazo de las 68 enmiendas presentadas. El Congreso de los Diputados aprobó por primera vez la modificación de esta norma en el mes de junio. La noticia ha sido compartida en diversos medios de comunicación que anuncian que la norma entrará en vigor al día siguiente de publicarse en el Boletín Oficial del Estado en su mayor parte, aunque algunos contenidos se aplicarán más tarde, a partir de 2018. Entre ellos está la el aumento de las deducciones para nuevos autónomos y reincorporaciones y otras medidas que permiten mayor flexibilidad.

Se amplía el periodo de aplicación de la tarifa de 50 euros de cuota mensual en concepto de Seguridad Social para los trabajadores autónomos que se dan de alta en este régimen por primera vez. Podrán disfrutar de un periodo de 12 meses de un pago reducido a 50 euros, con lo que se amplía desde seis meses a un año esta bonificación. Los seis siguientes (del mes 13 al 18) podrán acogerse a una bonificación del 50% y el último medio año (del mes 19 al 24) disfrutarán de un descuento del 30%. En total se extiende a dos años en periodo máximo de bonificaciones y se contempla beneficiar con ello no sólo a quienes entran en el régimen de autónomos por primera vez, también quienes vuelvan a darse de alta tras un periodo de descanso de dos años que se amplía a tres años para los que ya han recibido estas bonificaciones.

Se da además como alternativa la opción de reducir a la mitad los recargos por retraso en el pago de las cuotas de la Seguridad Social o la reducción hasta del 80% de una cuota superior en el caso de altas nuevas o reincorporaciones tras un periodo de dos años como mínimo.

Reducción del 30% de los gastos de suministros

Otra medida destacada que se pondrá en práctica a partir de enero en aplicación de la Ley de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo es la reducción del 30% de los gastos de suministros como la luz, el agua, el teléfono o el agua cuando el autónomo trabaja desde su casa. Se permitirá la deducción de hasta 26,67 euros al día en el IRPF por gastos de comida siempre que se realice el pago de forma electrónica en establecimientos de hostelería y restauración españoles y de hasta 48,08 euros diarios en otros países.

En adelante el autónomo abonará la parte proporcional de impuestos calculada en función de los días en los que ha estado dado de alta en el Régimen Especial de los Trabajadores, y no tendrá que asumir todo el mes natural como ha sido hasta ahora, agilizando el reintegro de la cantidad correspondiente. Se contemplan hasta 3 altas y bajas durante un año.

Bonificaciones por bajas de maternidad

La norma aprobada por el Senado establece bonificaciones del 100% de la base de cotización para autónomos que se acojan a bajas de maternidad, paternidad, adopción, acogida, riesgo en el embarazo y lactancia. Esta medida será compatible con otras bonificaciones aplicables al contrato de personas desempleadas que sustituyan a los trabajadores autónomos en estos casos.

También para las mujeres que vuelva a la actividad tras una baja por las causas anteriores se aplicará la tarifa de cotización de 50 euros al mes durante un año o la bonificación del 80% sobre cuotas por contingencias comunes en caso de bases de cotización más elevadas. El derecho a percibir bonificaciones por cuidado de un menor se eleva de 7 a 12 años.

Otra de las medidas redundará en la mejora de la protección del trabajador autónomo será la ampliación de cobertura en caso de accidentes que se produzcan in itinere. La norma prevé que se pondrá a disposición de los profesionales que trabajan por cuenta propia programas de formación para la prevención de riesgos laborales e información al respecto.

Otra novedad de esta norma es la posibilidad de compatibilizar el trabajo con el cobro íntegro de una pensión si el autónomo tiene contratado a uno o más empleados por cuenta ajena. En caso de la contratación de familiares se aumentan las bonificaciones en las cuotas de la Seguridad Social.

Deja un comentario