Abogados laboralistas Online

Abogados laboralistas Online

Los abogados laborales son especialistas en gestionar las cuestiones legales que afectan a las relaciones de trabajo. ¿Sabes donde encontrar Abogados laboralistas Online?. También suelen llamarse abogados laboralistas. Se rigen por el Derecho laboral o Derecho del Trabajo, que es una parte diferenciada que articula normas para regular la prestación subordinada y retribuida de un trabajo. Es decir, su objetivo es velar por el cumplimiento de las leyes del mercado laboral para que las relaciones entre empresas, empresarios y trabajadores sean justas y adecuadas para todas las partes. También afecta a la actividad de los sindicatos y a la actuación del Estado respecto a los trabajadores, sobre todo en materia de la Seguridad Social.

¿De qué se encargan los abogados laborales?

Estos profesionales asesoran y defienden a los trabajadores asalariados, en función de los derechos que les otorga la ley. Estas normas están pensadas para impedir los usos abusivos de poder en las empresas, la explotación o el trato autoritario y desmedido.

Los abogados laborales sueles tratar, sobre todo, casos de despidos con o sin motivo justificado. Pero también gestionan muchos casos relacionados con bajas por enfermedad, trabajos en negro, acoso laboral, bajas por maternidad, exceso o impago de horas extra, jubilaciones y temas similares. Estos profesionales necesitan una amplia formación, adicional a sus estudios de Derecho. Por ejemplo, son muy importantes los conocimientos en materia laboral pero también fiscal, contable, empresarial, recursos humanos y otras áreas parecidas.

¿Cuál es la función de los abogados laborales?

En principio, lo que mejor define su función es lo que ya hemos explicado un poco más arriba. Estos profesionales velan por los derechos de los trabajadores que se encuentran bajo la autoridad de un empleador. Su presencia dentro de una empresa es muy importante, ya que su cometido será controlar que ésta funcione correctamente desde el punto de vista laboral, protegerla si surge cualquier situación imprevisible en esta material y, además, estar al día de las novedades que puedan surgir en la legislación vigente.

En este caso, dentro de una estructura empresarial, su cometido fundamental será informar a todas las partes de sus derechos y deberes. Tanto al empleador, como a los trabajadores y sindicatos. Esta función tiene un objetivo claro y es el de evitar que los conflictos puedan acabar en despidos improcedentes que supongan graves sanciones y pérdidas económicas para la empresa.

Abogados laboralistas online

También deben encargarse de informar a las partes de la legislación vigente y anticiparse así a posibles actuaciones por parte de la Inspección de trabajo o, incluso, de denuncias por parte de los trabajadores. También deben asesorar en el proceso de redacción y cumplimiento de los convenios colectivos, así como ayudar a la empresa a prevenir accidentes laborales o a actuar si estos se producen.

Y, por supuesto, los abogados laborales son los encargados de asesorar a las partes en cuestiones como la firma o rescisión de contratos, la tramitación de permisos de trabajo para extranjeros, las negociaciones con los sindicatos y cuestiones laborales que afectan a una empresa en su día a día. También debe asistir a la empresa en los litigios que surjan basados en la jurisdicción social.

Maneras de defenderse en un juicio laboral

Si, por cualquier motivo, un trabajador debe defenderse en un juicio en materia laboral, tiene 4 opciones: se puede defender a sí mismo en primera instancia, puede recurrir a un abogado de oficio, pedir asistencia letrada a un sindicato o contratar un abogado laboralista.

Puede encontrar los mejores Abogados laboralistas, en el directorio de Abogados, abogadostop10.com

En este último caso, letrado y cliente pactan los honorarios profesionales, que son de libre designación. Hay muchos profesionales que optan por establecer un porcentaje sobre la cantidad que el trabajador reciba a raíz del juicio. Hay otros que complementan esta opción añadiendo, además una cuota inicial al empezar el proceso. Y hay una tercera alternativa que consiste en establecer una cantidad fija por cada servicio.